Higiene básica

Un post de Mirichán de Expatriada me hizo pensar en algo que lamentablemente me tengo que plantear casi cada día.

Yo intento beber mucha agua en el trabajo, lo que me obliga a levantarme de vez en cuando para ir al baño (que siempre es necesario!). En fin, que yo voy al baño. Y cada vez que voy me encuentro con el mismo fenómeno. Yo salgo abro la puerta, salgo, y me lavo las manos. Y mientras yo me lavo las manos, alguien sale de otro lavabo, me saluda y se va. Así, tal cual. Yo sé que ha hecho pipí (o cosas peores!). Y ella sabe que yo lo sé. Y nos miramos a los ojos. Y aún así, ni siquiera por vergüenza ni por disimular, no, no se lava las manos. Y se va, con sus manos sucias de fluidos corporales, vuelve a su escritorio y sigue trabajando.

Y no es una persona. No, no, no es siempre la misma. Son todas, cada vez una distinta. Y me pregunto, en qué hemos fallado? Cómo podemos ser tan colectivamente guarros?

Anuncios

Un pensamiento en “Higiene básica

  1. Jajajaja, ¿en qué hemos fallado? Pues no tengo ni idea… a lo mejor los padres de esos “niños” no les comentaron el tema del lavado de manos… o no tienen vergüenza… quien sabe! Yo a seguir con mi ritual de las tardes, que a mi me gusta oler bien…

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s